Sobre cómo manejar los celos

¡Hola, Delia! Tengo una relación formal y mi pareja no siente muchos celos pero yo sí y me siento mal por ello, como si yo los sintiera porque tengo muchas inseguridades y no sé qué hacer con ellos. ¿Qué me recomiendas para manejar los celos?

Erika, 25

Hola, Erika. Me parece excelente que quieras trabajar con tus celos, pero no tendrías por qué sentirte mal por ello, los celos por sí solos no son malos o negativos, incluso podemos aprender mucho de ellos.

Para poder manejar los celos es importante comprender qué son y de dónde vienen. Los celos abarcan todo un paraguas de sentimientos: tristeza, enojo, soledad, abandono, entre otros. Y provienen del miedo a perder algo importante. Puede ser miedo a perder el cariño de alguien, la exclusividad, un vínculo muy fuerte o incluso una relación.

Cuando sientas celos intenta cambiar la forma en la que lo dices. En vez de decir “siento celos de Merenganitx” trata de decirlo con otras palabras que describan mejor lo que sientes:

Ejemplo 1: “Me da miedo que mi pareja se sienta más atraídx por Merenganitx y me deje”.

Ejemplo 2: “Desde que mi pareja y Merenganitx se llevan más me siento excluida/abandonada”.

Esto hace más sencillo que hagas algo concreto sobre lo que sientes, en lugar de que las emociones solo te estén haciendo sentir mal. Si tu caso fuera el primer ejemplo podrías compartir esa idea con tu pareja y acordar entre ambxs de qué formas te puede hacer sentir más segura en la relación. Si fuera el segundo ejemplo, podrías pensar en qué cosas proponerle para que hagan como pareja y para que te sientas más incluida y acompañada.

Te comentaba que trabajar con los celos nos permiten conocernos, porque así podemos darnos cuenta de qué cosas, interacciones o muestras de afecto e interés nos importan más en una relación y así cuidarlas más. También nos dan una idea de la relación en la que nos encontramos y  nos permiten preguntarnos si esa relación puede darnos aquello que necesitamos para sentirnos bien.

Aprender a conocer qué hay detrás de los que llamamos “celos” y comenzar a compartirlo de manera más asertiva es un proceso gradual, a veces difícil y lento. Hay una frase que me gusta mucho de un libro que se llama Ethical Slut: «No hay maneras elegantes de desaprender los celos. Es como aprender a patinar: te tienes que caer y quedar como tontx algunas veces para que puedas por fin deslizarte…” Mucha suerte en tu proceso, recuerda que aprendemos a ver los celos como básico en toda relación, comenzar desaprenderlo es un excelente inicio, no seas tan dura contigo misma y si puedes integra a tu pareja a estos ejercicios. ¡Saludos!

 

JAURÍA TE AYUDA A RESOLVER TUS DUDAS SOBRE SEXUALIDAD. ENVÍA TU PREGUNTA A CURIOUSANT@JAURIAMAG.COM TUS DUDAS SIEMPRE SERÁN RESPONDIDAS, Y SI TU PREGUNTA ES PUBLICADA CUIDAREMOS TU ANONIMATO COMPARTIENDO SOLO UN PRIMER NOMBRE Y EDAD.
Facebook Comments